French Roast un cortometraje que nos enseña a no dejarnos llevar por las apariencias. (Demo)

Nominado al Oscar al mejor cortometraje en 2009, esta animación de origen francés, traslada al espectador temas de diversa naturaleza como la desconfianza, la solidaridad, la generosidad o la capacidad de ponerse en el lugar de la otra persona. La apariencia también se trata. Se desarrolla en un café parisino y su protagonista es un hombre vestido de manera elegante pero cuya actitud llama la atención por su prepotencia. A la hora de pagar se da cuenta que no tiene dinero y a partir de aquí comienzan a sucederse situaciones que, por otro lado, también invitan a la risa.

 

 

 

Leave a comment